"Pilar Eyre protege a la gente que quiere hasta la extenuación"

¿Y tú qué opinas?

PILAR EYRE

21 de octubre de 2014, 09:31

La conocí hace más de veinte años, cuando yo empezaba. Ella trabajaba con Jordi González en ‘La Palmera’, un programa de TVE que se emitía en Catalunya.



 

Le estaba haciendo una entrevista antes de que comenzase el programa y en estas apareció el director, que quería contarle algo. Cortamos y lo primero que dijo fue, dirigiéndose a su director: “Mira, te presento a Jorge, un compañero”. Me asombró que una profesional como ella, reconocida por aquel entonces, me tratara de igual a igual.

 

Con el paso de los años nos encontramos por el camino y Pilar no sólo no se había maleado sino que se había hecho todavía más sindicalista en el terreno de las relaciones. Protege a la gente que quiere hasta la extenuación, la defiende, la cuida. Compartimos confidencias de alcoba, secretos profesionales y odios ancestrales. Al enterarme de que ha sido finalista del Planeta me entra tal sentimiento de orgullo que parece que lo haya ganado yo.

 

El título de su libro no puede ser más bonito: ‘Mi color preferido es verte’. El jueves le dije en directo a Carlota Corredera: “Mira, a mí alguien me dice eso y se me caen los calzoncillos al suelo”. “Y a mí las bragas”, remató sin temor de que la estuviera viendo su madre.

 

Pilar: P. y yo te pedimos hora desde aquí para celebrar tu premio. Tuyos afectísimos.

Por Jorge Javier Vázquez

Ya sé que no me conocéis y que nunca habéis oído hablar de mí… así que voy a aprovechar esta oportunidad para ir con frecuencia a mi archivo mental y vaciar la papelera en este blog en un intento de no colapsar mi ordenador personal, ya de por sí siempre lleno de ideas sin salida.

Lo más visto

  1. El peor momento de Antonio Orozco
  2. El nuevo dardo de José Luis Moreno dedicado a Sandra Barneda
  3. "Durante muchos años tuve miedo a hacerme las pruebas del VIH"
  4. Las cinco cosas que se llevó Alba Carrillo de casa de Feliciano López y que quizá tenga que devolver
  5. Esta semana, en Lecturas, Kiko, Makoke y sus hijos nos reciben en su casa