"Mi hermana me pide que le enseñe los selfies que tengo en el móvil. 'Te falta Rubén Cortada'"

¿Y tú qué opinas?

Rubén Cortada
Calzedonia

5 de diciembre de 2014, 08:30

El sábado almorzamos con mi hermana, que ha venido a ver a su hija –mi sobrina Esther–. Mi sobrina estudia Periodismo en Madrid –algo que yo no hice por no enfrentarme a mi padre– y se está sacando el carné de moto, que es algo que tampoco hice por no enfrentarme a mi padre. Conclusión: mi sobrina está consiguiendo cosas que yo fui incapaz de lograr.



 

Lo de la moto me tiene frito y durante el almuerzo intento por todos los medios quitarle la idea de la cabeza pero mis esfuerzos son baldíos. Y yo tampoco insisto mucho porque no me gusta traspasar mis miedos a los demás. A la hora del café, mi hermana me pide que le enseñe los selfies que tengo en el móvil y advierto que ninguno de ellos le llega al alma.

 

“Mira Jorge –se explica con voz queda porque no quiere lastimar mi orgullo– todo eso que tienes en el móvil está muy bien. Pero vamos, te falta una foto con Rubén Cortada. Hasta que no te hagas una foto con él…”. No termina la frase pero sé qué es lo que quiere decirme. Que un móvil sin selfie con Cortada es como tener una tía en Alcalá, que ni es tía ni es na. 

 

El domingo P. queda con unos amigos para tomarse unas cañas en La Latina. Para aliviar el mal rollo que le produce dejarme un domingo tirado en casa me deja la comida preparada. Luego el tío no tiene otra cosa que hacer que enviarme un whatsapp con el siguiente mensaje: “¡No sabes cómo está La Latina!”. Me da envidia de la mala que se lo esté pasando bien. Soy así de generoso.

Por Jorge Javier Vázquez

Ya sé que no me conocéis y que nunca habéis oído hablar de mí… así que voy a aprovechar esta oportunidad para ir con frecuencia a mi archivo mental y vaciar la papelera en este blog en un intento de no colapsar mi ordenador personal, ya de por sí siempre lleno de ideas sin salida.