Vidas propias

"Los espectadores piensan que mi cabello es liso como la seda cuando en realidad es lo más parecido a la medusa de Versace"

Jorge Javier Vázquez

4 de abril de 2014, 08:00

Nos tiramos a la calle para hacer unas compras. Juro que lo que voy a contar es real: en ninguna de las dos tiendas a las que fui me reconocieron por mi aspecto.

Se dieron cuenta de quién era al ir a pagar y escuchar mi voz. Iba sin maquillar –obvio–, sin gafas y, lo que es más importante, sin peinar. Creo que los espectadores piensan que mi pelo es liso como la seda cuando en realidad es lo más parecido a la Medusa de Versace. Mi intención es dejármelo largo rollo surfero. Como P. es un bendito me compró unas cintas en los chinos: “Si ves que te quedan bien te compro unas más bonitas”. De eso hace casi dos meses. Creo que debo empezar a pillar la indirecta. Por la noche vamos al cine y nos da subidón ver cómo se agotan las entradas para ver ‘Ocho apellidos vascos’. Después de verla, no me extraña. Hacía tiempo que no me lo pasaba tan bien viendo una película.

Loading...