El espectador

"Jorge Javier fue ese novio que hace oídos sordos cuando su pareja le llama por el nombre de su ex"

El hombre confuso
gala inicial gh17
Carlos Serrano/Mediaset

9 de septiembre de 2016, 10:48

Menudo papelón tenía ayer Jorge Javier. ¡Menudo papelón! Por si era poco lo de ponerse al frente de uno de los programas más icónicos de la televisión -después de dieciséis ediciones, que no es moco de pavo-, encima tuvo que lidiar con un público que no se lo puso nada fácil. A ver quién es el guapo que comienza una gala de cuatro horas después de que decenas de personas le griten a la antigua presentadora '¡no te vayas! ¡no te vayas!'. Jorge Javier fue ayer ese novio que hace oídos sordos cuando su pareja, en plena cena romántica, le llama por el nombre de su ex. '¿Verdad que está bueno el vino, Mercedes? Digo, Jorge?'. Pero ni con esas se amilanó. Aguantó el tipo con una sonrisa y muchas ganas de pasárselo bien. Sorteó el escollo, abrazó a la Milá y continuó como si no hubiese pasado nada. En peores batallas ha lidiado en 'Sálvame'. ¡Qué son unos fans enfervorecidos al lado de Kiko Matamoros! Meros aficionados...

Relacionado con esta noticia

'Gran Hermano' perdía anoche a su buque insignia. De no haber sido por Mercedes Milá, sin duda, el formato no hubiese llegado hasta donde está. La presentadora ha puesto en ello toda profesionalidad, todo su sentido del espectáculo y toda su pasión. Nos creíamos que, de verdad, le importaban las vidas de esos pobres anónimos que entran en una casa a cambio de fama. Y, posiblemente, le importaban de verdad. Pero tampoco nos rasguemos las vestiduras. Sí, echaremos de menos su locuras en plató -las mismas que, luego, bien que se dedicaba la gente a criticar en twitter-, sus salidas de tono y su 'a ver, Alvarito, súbeme el cue'. Pero, como en la vida, el tiempo pasará, nos acostumbraremos a los cambios y terminaremos viéndolos como normales. Eso lo sabe Mercedes Milá. Lo sabe muy bien.

Jorge Javier llevó ayer la primera gala de 'GH17' con maestría. Y esto no lo digo porque compartamos pisito bloguer aquí en 'Lecturas' -no saben lo que presumo de ello-, que ya veo venir los comentarios. Estuvo rápido en las respuestas, tuvo paciencia con los concursantes -en serio, ¿por qué ninguno entendía nada a la primera?-, e incluso se prestó a hacer esta chorrada del túnel del tiempo que les salió un poco regulera. Tampoco es que una primera gala con tropecientos concursantes dé para mucho más. Un par de minutos entre vídeo de presentación y vídeo de presentación y ya. Y aun así, dejó una de las frases que deberíamos acuñar ya como coletilla: “te pareces a Barei”. ¡Cómo sabe lo que nos gusta! 'Gran Hermano' y Eurovisión de la mano. ¡Ya era hora!

El problema, aquí, fue la organización de la gala. Después del glorioso comienzo de 'GH16', con algo tan sencillo, pero que funcionó tan bien, como que los concursantes tuviesen que guardar un secreto, esta vez la cosa se les ha torcido a la primera. Hacerles creer a los participantes una serie de mentiras fue una buena idea, pero ninguno estuvo a la altura de la broma. No dieron juego, no estuvieron divertidos y casi ninguno consiguió destacar entre los demás. Y eso que el inicio fue glorioso, con ese 'top model internacional' arrancándose la peluca para decirle a España entera que está medio calvo -bueno, que se rapa la parte de arriba de la cabeza, porque ahí había pelo de sobra-. Por un momento pensamos que todos iban a ser así. Pero no. Luego llegaron las y los aspirantes a tronistas y no fue lo mismo. ¿Dónde está una buena Maite cuando se la necesita? 'Este es Suso, mi hijo'. ¿Se acuerdan? Qué maravilla.

Un luchador que cree que está buenísimo y mira, no, una youtuber de edad indefinida que da consejos de belleza y adelgazamiento, una virgen -que no falte-, un tío raro con barba, una valenciana que dice llamarse 'naranjita', un pobre chico que ha dejado su puesto en una tienda de goffres de Londres para entrar en la casa, y poco más. Demasiados concursantes idénticos como para que nos quedemos con su cara el primer día. Pero confiemos en el saber hacer de 'Gran Hermano'. También parecía que el año pasado no iba a remontar y el triángulo Suso, Sofía y Raquel dio el do de pecho. Después de dieciséis ediciones, saben lo que se hacen. Y aquí estaremos nosotros para comentarlo. ¿No están un poco emocionados?

gala inicial gh17

Noticias relacionadas

Te puede interesar...

Loading...