Un hecho sin precedentes

¿Por qué ha sorteado Javier Cárdenas su vivienda?

El periodista ha decidido desprenderse de su segunda residencia y se queda solo con su ático de Barcelona

Javier Cárdenas

22 de diciembre de 2016, 19:48

No todos los dias uno toma la decisión de deshacerse de una vivienda, menos aún con un procedimiento como el sorteo. Esto es lo que ha hecho Javier Cárdenas con su segunda residencia, convirtiéndose en el primer rostro conocido que decide hacer algo así. Pero... ¿qué puede haberle motivado para llegar a esta drástica resolución? ¿Problemas de liquidez? ¿Falta de uso? Pues no, nada de eso. El periodista ha decidido llevar a cabo el sorteo por una acción solidaria.

Relacionado con esta noticia

El gesto solidario de Cárdenas tiene nombre y apellidos: Mara Orquín. Se trata de una niña valenciana de 13 años que padece el Síndrome Idic 15, una extraña enfermedad que el padre de la niña quiso investigar estudiando la carrera de medicina con 36 años y tras quedarse en paro. Una historia que llamó la atención del periodista y que le hizo querer hacer algo al respecto: "Es que me llamó mucho la atención la historia de este hombre. Me dejó impactado completamente y dije: 'Yo puedo vivir sin mi segunda residencia, pero él no puede vivir sin saber cómo se puede curar su hija' y tuve que hacerlo", explica el periodista en una entrevista. El dinero recaudado con el sorteo se utilizará en la investigación de la enfermedad.

Casa Javier Cárdenas

La vivienda sorteada, de 69 m2, se encuentra en el Plá de Penedés (Barcelona) y fue comprada hace unos años por el periodista para pasar allí sus vacaciones. Ahora, al desprenderse de ella, se queda únicamente con su ático en Barcelona y sin ganas de comprar nada más, ya que ha tenido que desembolsar la plusvalía del piso (70.000 euros): "La diferencia con otros sorteos es que yo no lo he hecho a través de una fundación como otra gente y ahí está la gran diferencia. Yo lo he hecho como Javier Cárdenas, no por una fundación, con la que me hubiera ahorrado casi un 20 por ciento de impuestos. Pero es que no había tiempo para hacerlo así". Por supuesto, sus ganas de volver a comprar otro piso después pagar esta cantidad son nulas: "Después del palo de Hacienda lo último en lo que pienso es en comprarme un piso, te lo aseguro", asegura. Eso sí, la causa bien vale la pena.

Noticias relacionadas

Te puede interesar...

Loading...