¡Se ha vuelto loca!

Paz Padilla pierde los papeles ante Marco Ferri

La presencia del italiano revolucionó a la presentadora, que no dudó en darle su prenda de ropa más íntima...

Paz Padilla Marco Ferri
1 / 8

1 / 8

Paz Padilla Marco Ferri. Se masca la tragedia

2 / 8

Paz Padilla Marco Ferri. Marco Ferri en acción

3 / 8

Paz Padilla Marco Ferri. ¡Dejadme salir!

4 / 8

Paz Padilla Marco Ferri. 'Deja que te huela'

5 / 8

Paz Padilla Marco Ferri. La locura llega a 'Sálvame'

6 / 8

Paz Padilla Marco Ferri. ¡A por el italiano!

7 / 8

Paz Padilla Marco Ferri. Su regalo más íntimo

Más Sobre...

Televisión Sálvame Telecinco

11 de agosto de 2017, 14:03

¡Lo que no pase en Sálvame! El verano ha conseguido que el programa estrella de Telecinco se vuelva más loco que nunca. ¿Más? Sí, más, más. Si pensábamos que ya lo habíamos visto todo, ¡nos equivocábamos! Tan solo hacía falta reunir a Paz Padilla y al ex gran hermano Marco Ferri en un mismo plató para que se declarase la guerra. Gritos, carreras, ropa rota, una jaula y el regalo más íntimo que nunca se había hecho en televisión. Madre mía, ver para creer.

Relacionado con esta noticia

David Valldeperas, viendo que la tarde iba a volverse un pelín difícil, lo tenía todo pensado. Antes de anunciar al próximo invitado, el director de Sálvame hizo entrar una jaula para meter a Paz Padilla dentro. Tal cual. Abrieron la puerta, hicieron entrar a la presentadora y la cerraron con llave. ¡Más vale prevenir! ¿A qué venía tanto alboroto? Marco Ferri estaba en plató y la tensión sexual que mascaba en el ambiente. Solo le faltaba el italiano a la presentadora para terminar de perder los papeles...

En cuanto el ex gran hermano apareció en escena, Paz se volvió loca. Gritos, golpes, saltos dentro de la jaula. ¡Dejadme salir! El pobre italiano ya no sabía ni qué hacer. “Ven que te huela”, le decía la presentadora -sin comentarios-. Tantas semanas viéndole en Ibiza con menos ropa que más, claro, hacen su efecto. Todas quieren a Marco. María Patiño aprovechaba el encierro de la presentadora para restregarle su libertad y abrazar al italiano. ¡Eso! ¡Provocadla más!

Pero, ay, lo que estaba por llegar. De repente, Kiko Hernández abrió la jaula y Paz salió como un miura. Calmada, con cara de pocos amigos y movimientos de gacela, la presentadora trató de dar caza al italiano, que no hacía más que esconderse entre el público. ¡Corre, Marco, corre! Tal fue el nivel de tensión que Chelo y Lydia decidieron encerrar a Marco en la jaula para protegerle. No sabían que Paz lo tenía todo meditado...

Marco, estoy enamorada de ti”, le dijo mirándole a los ojos. “Te voy a hacer un regalo prueba de mi amor”. Entonces, ¡¡Paz se quitó las bragas y se las dio!! Casi tienen que entrar los servicios médicos para recoger a los demás colaboradores. ¡Pero cómo han podido llegar hasta aquí! Marco, bragas en mano, no sabía ya qué pensar. Menos mal que, al final, descubrimos que no eran las bragas que llevaba Paz, sino unas que le había facilitado producción en el último momento.

El bueno de Marco se pensará dos veces lo de volver a Sálvame. O, al menos, que pregunte antes si está Carlota. Paz es capaz de todo. Ya lo hemos visto. ¡Qué miedo!

Noticias relacionadas

Te puede interesar...

Más Sobre...

Loading...