acababan de ser padres

Paulina Rubio, en el centro de la polémica, tras echar de casa a su novio

Es el padre de su hijo menor, Eros, que nació hace escasos meses

Paulina Rubio
Paulina Rubio, en el centro de la polémica, tras echar de casa a su novio

Más Sobre...

Rupturas de famosos

10 de octubre de 2016, 13:38

Otra historia de amor que se acaba. O, al menos, eso parece. La prensa latinoamericana ya da como finiquitado el romance entre Paulina Rubio y Gerardo Bazúa, padre de su hijo menor. La ruptura, según lo publicado, se habría producido por el peor de los motivos: por una infidelidad de él a la Chica Dorada, y esta, que es de armas tomar, no tuvo miramientos en ponerle las maletas en la calle.

Relacionado con esta noticia

Como siempre hace muestras de ello en las entrevistas que concede o sobre el escenario, Rubio no es ninguna sumisa. No lo ha sido antes, y no piensa empezar a serlo ahora. Y mucho menos por ningún hombre. Cuando algo le molesta lo dice y si algo, como dirían sus compatriotas, la ‘encabrona’ salta. Y fijaros si ha saltado que ha echado de su casa a su chico tras descubrir, supuestamente, que este era infiel. Paulina, que sospechaba de estos engaños, revisó el móvil de su pareja y encontró conversaciones de Whatsapp que evidenciaban lo que ella se olía… Su pareja, mientras estaba con ella, se dedicaba a enviarse mensajes de lo más calientes con otras mujeres y además jugaban a intercambiarse fotografías.

Tamaño enfado se agarró, que Paulina lo tuvo claro: había llegado el fin de su noviazgo de tres años. Tres años que han tenido subidas y bajadas, y que hace unos meses parecía verse reforzado con el nacimiento de su hijo en común, Eros. Este era el segundo pequeño para la artista, pues ya era madre de Nicolás, fruto de su matrimonio con Colate Vallejo-Nágera, que también acabó de muy malas formas y cuyas disputas aún se alargan hasta la actualidad.

La pareja se enamoró en la edición mexicana de ‘La Voz’, de la que Pau era ‘coach’ y Gerardo un aspirante a arrasar en el concurso. No ganó el talent-show, pero sí que se hizo con el corazón de Rubio, que ahora debe estar recogiendo los pedazos de lo que queda de él.

Noticias relacionadas

Te puede interesar...

Más Sobre...

Loading...