El caso inspiró 'Todos los hombres del presidente'

Muere Ben Bradlee, director del 'Washington Post' durante el 'Watergate'

¿Y tú qué opinas?

Ben Bradlee

22 de octubre de 2014, 15:36

Camisa sin chaqueta, corbata, el cuerpo recostado en la silla y las piernas, cruzadas, sobre la mesa. Es un clásico, una imagen grabada en muchos corazones de la profesión casi más vieja del mundo: el periodismo. Y esa es la imagen de Ben Bradlee, maestro de periodistas, un nombre sagrado para muchos en esta profesión de vocaciones, pocas horas de sueño y mucho, mucho entusiasmo. El que fuera director del 'Washington Post' durante 26 años falleció el martes en la capital de Estados Unidos a los 93 años. 

 

El periodismo está de luto por la muerte de Bradlee, director del 'Post' durante una de las épocas más míticas de la profesión: la investigación del 'caso Watergate' que acabaría con la única dimisión de un presidente de Estados Unidos: Richard Nixon.

 

El caso inspiró la película 'Todos los hombres del presidente', protagonizada por Robert Redford y Dustin Hoffman.

 

Ha sus 93 años moría en Washington uno de los personajes del mundo del periodismo más importantes. Con su pérdida se queda huérfana una de las hazañas más importantes en el mundo de la información. Pero ese no es el único mérito que se le atribuye a Bradlee, gracias a él, el 'Post' se convirtió en una de las cabeceras más importantes del mundo.

 

Fue él quien decidió redimensionar la información que ofrecía el periódico y sacarlo del nicho del público local. Con la llegada de Bradlee al 'Post' en 1965, éste se convertía en el competidor nato de 'The New York Times'. Acaso su único competidor. Hasta hoy. 

 

Su familia informaba del fallecimiento, por causas naturales. Durante este verano, su esposa ya había confesado que Bradlee sufría demencia, que estaba ingresado y que no le quedaba mucho tiempo. Aquellos peores presagios se han hecho realidad.