Banderas apadrina la Starlite sin Griffith

Marbella se viste de gala para su noche más solidaria

¿Y tú qué opinas?

10 de agosto de 2014, 11:25

Ha sido una noche cargada de emociones. Para algunos más que para otros. Antonio Banderas ha apadrinado en Marbella, por quinto año consecutivo, la Starlite Gala. Pero a diferencia de las otras ediciones, esta vez lo ha hecho sin la compañía de Melanie Griffith. Ayer fue el cumpleaños de ella, hoy el de él; y por primera vez también desde que se conocieran, no lo han celebrado juntos, así que no hemos podido ser testigos de la tradicional imagen de la pareja soplando las velas de un pastel al unísono.

Anoche Banderas estuvo acompañado de más de un centenar de ‘celebrities’ nacionales e internacionales, así como personalidades del mundo empresarial, político y cultural que han querido apoyar uno de los eventos filantrópicos más importantes de España. Entre ellos, la baronesa Thyssen, Eugenia Martínez de Irujo, Ágatha Ruiz de la Prada y Pedro J. Ramírez, Beatriz de Orleans, Paloma Cuevas y Enrique Ponce, Manuel Díaz ‘El Cordobés’ y Virginia Troconis, Anne Igartiburu, Carmen Lomana, Helen Lindes, Hiba Abouk, Natalia Sánchez y Marc Clotet, Elena Tablada, Lara Dibildos, Ana Obregón y Remedios Cervantes.

La gala, presentada por Valeria Mazza y Joaquín Prat, estuvo llena de discursos de agradecimientos a los anfitriones. “Gracias a Antonio y al sueño de Sandra García-Sanjuán que ha hecho posible que estemos aquí esta noche en una velada de compromiso y solidaridad”, destacó Valeria Mazza.

Mia Farrow fue la invitada de honor de la Starlite Gala de este año. La actriz, que es embajadora de Buena Voluntad de UNICEF desde el año 2000, recibió el Premio Honorífico de manos de Banderas. “Nunca había estado en un evento así. Para mí es la primera vez y me parece una maravilla que se trabaje por ayudar a la gente que está sufriendo. Hay que ser conscientes de que en el mundo hay mucho dolor, no todos han tenido las mismas oportunidades que nosotros y creo que cuanto más igualitario sea el mundo, más felices seremos todos”, dijo la actriz en agradecimiento a la labor que realiza la organización.

Pero este no es el único premio otorgado por la Starlite Gala. Durante el evento se destacó el trabajo al frente de Cruz Roja de Beatriz de Orleans, que recibió el Premio Solidario 2014. Enrique Ponce subió al escenario a recoger, de manos de Patricia Rato, el Premio Trayectoria. El Premio Relevancia se entregó a Carmen Cervera por su compromiso con la cultura. El Premio Humanitario fue a parar a manos del empresario mexicano Carlos Slim. “Creo que todos queremos dejar mejores países a nuestros niños y a los jóvenes. Los servicios públicos, desgraciadamente, no pueden cubrir todas las necesidades sociales, por lo que es importante que nosotros trabajemos para subsanar ese hueco”, afirmó el que es el segundo hombre más rico del planeta, según la lista Forbes.

La gala contó, un año más, con su tradicional subasta, en la que se sacan a puja objetos y experiencias únicos. Esta vez se subastó una comida con Julio Iglesias en su casa de Punta Cana con dos noches de hotel de 5 estrellas y una guitarra donada y firmada por Antonio Carmona. El evento estuvo amenizado con las actuaciones de Los del Río, que cantaron su famosa “Macarena”, Ana Torroja, que interpretó “Entre el cielo y el suelo”, y Pasión Vega. Enrique Ponce demostró sus dotes artísticas cantando el tema “Sabor a mí” con Antonio Carmona a la guitarra. Y el momento más aplaudido fue cuando los invitados sorprendieron a Banderas con una tarta de cumpleaños.

La edición 2014 de la Starlite Gala donará el 100% de su recaudación a Niños en Alegría, creada por Sandra García-Sanjuán y Alejandra Alemán, y Lágrimas y Favores, fundada por Banderas, entre otras fundaciones.

Más Sobre...

Lo más visto

  1. "Bárbara y Adara se metieron en un bucle demasiado espeso y me empezaron a hartar un poquito"
  2. ¿Quieres saber a qué famosa te pareces?
  3. El cambio radical de Kate Moss
  4. Primeras imágenes y mensaje incendiario de Alba Carrillo desde Laponia
  5. ¿Qué ha pasado para que Beatriz Luengo esté llorando como una Magdalena?