A través de un comunicado

Los padres de Arantxa Sánchez Vicario buscan la paz con su hija

¿Y tú qué opinas?

Sánchez Vicario

3 de julio de 2013, 15:48

Tras los problemas que la tenista dejó de manifiesto con la publicación de su autobiografía y después de estar a punto de llegar hasta los tribunales, los padres de Arantxa Sánchez Vicario han emitido un comunicado que ha distribuido una agencia de noticias y donde le conceden el perdón:

"Desde lo más profundo de nuestro corazón de padres, perdonamos a Arantxa por todos y cada uno de aquellos actos y omisiones que durante el curso de estos años ella (o su entorno) ha realizado y que nos han causado, inevitablemente, un inmenso e inmerecido dolor".

Un texto en el que, además del perdón, los padres de la deportista le transmiten –a ella, a su marido y a sus hijos– sus mejores deseos y dejan abierta la puerta del reencuentro:

"Deseamos fervientemente que nuestra hija Arantxa recupere, a su vez, con su esposo e hijos la paz y tranquilidad que todo el mundo merece, para que sea plenamente feliz. Y ojalá llegue el día en que considere que sus hijos merecen tener además otros abuelos, tíos y primos. Nuestros brazos (los míos y los de Emilio) siempre estarán abiertos".

De este modo, Marisa y Emilio, firmantes del comunicado, buscan recuperar la armonía familiar perdida:

"No podemos hacer más por intentar solucionar el enfrentamiento familiar que, a nuestro modesto juicio, nunca debería haber existido. Dejamos en manos de la propia Arantxa la voluntad de perpetuarlo. Solo a ella le corresponde esta decisión".

Un mensaje donde queda claro que la madre de Arantxa prefiere centrarse en los asuntos prioritarios de la vida, como es estar junto a su marido, gravemente enfermo:

"Necesito todas las fuerzas que tengo para hacer frente a las circunstancias que las enfermedades de mi marido conllevan, con la fortaleza y dignidad requeridas".

 

Temas Relacionados