El Tribunal Supremo le deniega la totalidad de la pensión de viudedad

La viuda de Jordi Estadella, en pie de guerra

¿Y tú qué opinas?

Elisa Ruiz
Lluís Bou

30 de enero de 2014, 15:59

No va a tirar la toalla. Va a seguir luchando, por ella, por su niño y por todas las mujeres que pasan por su situación.

Elisa Ruiz, la segunda esposa del desaparecido Jordi Estadella ha perdido de nuevo una batalla que empezó tras la muerte de su esposo, con quien tuvo un hijo, el pequeño Mauro, que acaba de cumplir 8 años. La batalla por conseguir la totalidad de la pensión de viudedad. Al otro lado, la que fuera primera esposa de Jordi, Susana Vicarregui, que en su día reclamó esa pensión. Hoy, Elisa, que hace dos años recurrió la sentencia que le concedía a la exesposa de Jordi el 60 % de la pensión de viudedad, acaba de ver como el Tribunal Supremo le deniega ese recurso. De los 748, 81 euros que cobraba seguirá cobrando solo 299,52. Y no está dispuesta a dejar de luchar.

"Me dijo que su ex no me dejaría en paz jamás"

“Iré hasta el final. Seguiré dure lo que dure. No solo por mí, sino porque no me da la gana de que nadie pise a un niño pequeño, ni al mío ni al de nadie. Mi lucha ya no es contra la ex de Jordi, sino contra algo que no puede ocurrir. Mucho mirar el caso Neymar con lupa y la infanta y el marido de Cospedal… Pero  lo otro se lo pasan por el forro. Les llega un expediente, hacen números, tantos días dividido por dos… Y ya está. Deciden sin saber si hay un niño pequeño detrás. Les da igual. Y a mí no me da la gana de que esto ocurra”, explica Elisa, que cuatro años después de perder a Jordi, con quien estuvo seis años casada, pasa por una difícil situación económica. “Ahora mismo no estoy trabajando y vivo gracias a la ayuda de mi madre y de algunos amigos, los más íntimos, los de verdad. Porque muerto Jordi todos los que estaban a su alrededor, todos los que  nos llenaban la casa de comida, de aceites y de jamón, si te he visto no me acuerdo. Ahora solo cuento con los amigos que no tenían absolutamente nada que ver con el trabajo de Jordi”, asegura Elisa dolida y dispuesta a superar esta situación. Un momento duro del que Jordi ya había advertido a Elisa. “A Jordi no le sorprendería lo que está ocurriendo. Él sabía que yo iba a pasarlo mal. Me dijo que su ex no me dejaría en paz jamás. Ahora parece que es ella la que dice que soy yo quien no la deja en paz y dice que no entiende que si no tengo dinero siga recurriendo. ¿No sabe que existe la justicia gratuita? A ella quizás no se la darían porque tiene recursos, tiene propiedades, una pensión de viudedad que la avala y la pensión de jubilada que tenga… Pero yo en estos momentos no tengo recursos.

"Mi hijo no se da cuenta de nada de lo que ocurre"

Por el momento, Elisa  ha recibido ya la ayuda de algunos abogados que se han interesado por su caso. “Estoy más tranquila. Me están ayudando. A través del Club de las Segundas esposas y de abogados que se han interesado y me están ofreciendo sus servicios”, explica Elisa, que está dispuesta a luchar y a superar su situación económica. “No estoy asustada porque por suerte tengo a mi madre que me ayuda mucho y sé que tengo que reinventarme, dar la vuelta a mi vida y dedicarme a otra cosa”, dice Elisa, para quien la prioridad ha sido siempre su hijo. “No se da cuenta de nada de lo que ocurre porque yo no se lo explico ni le transmito mi angustia. Cuando estoy con él me desaparecen todas las preocupaciones. Además estoy muy agradecida a la escuela de Mauro, a l’Horitzó. Les debo la vida. Es lo mejor que me ha pasado. Es un colegio que me apoya, que cuida a Muro. Cuando está en el cole se siente tranquilo, seguro y contento”, explica Elisa.