Las 6 claves de su éxito

La dieta milagrosa de la top brasileña Adriana Lima

¿Y tú qué opinas?

Adriana Lima
gtres

29 de julio de 2014, 16:00

Por EL HOMBRE CONFUSO

Ser una de las top modelos más cotizadas del mundo no es solo cuestión de asistir a fiestas y cerrar desfiles. Detrás de esos cuerpos esculturales hay mucho trabajo, mucho sacrificio y mucho pasar hambre. Y si no que se lo digan a Adriana Lima. La brasileña consiguió subirse a la pasarela a penas unas semanas después de haber dado a luz a su hija y como si nada. Mismo cuerpo, misma sonrisa y misma actitud despreocupada. ¿Qué tipo de pacto con el diablo tienen estas mujeres? No se asusten, que esto es mucho más terrenal. Prueben a tener un entrenador personal, un nutricionista, una -o varias- niñeras y verán como no les cuesta nada volver a la vida profesional tras el parto. ¿Les gustaría saber qué trucos utiliza Adriana Lima para mantenerse en el Olimpo de las modelos? Pues prepárense a dejar de lado las pizzas y la bollería:

Cero carbohidratos. La modelo solo come frutas, verduras y proteínas. Nada de pan, pastas, refrescos ni alcohol. Pero, ¿cómo genera la energía que necesita? Pues con batidos. “Estoy haciendo una combinación de diferentes batidos de proteínas que se llama 'Metagenic'. Solo puedo comer vegetales verdes a la plancha o al vapor, así que cada tres horas me tomo un batido de estos o una barrita de cereales”. ¿Y no sería mejor un bocadillito de pechuga de pavo?

¿Cómo es un día cualquiera en la vida de Adriana Lima? Para desayunar come un bol de avena con pasas, claras de huevo y una taza de café con leche. Para comer, un poco de carne al vapor y muchos vegetales, pero todos verdes -¿qué problema tendrán los tomates?-. Y para cenar, unas zanahorias crudas o una pequeña ensalada de vegetales verdes crudos. Y por mucha hambre que tenga, tiene prohibido comer nada antes de irse a dormir.

Los beneficios de la dieta Paleo. La modelo, además, suele seguir las indicaciones de la dieta Paleo, un tipo de régimen basado en proteínas. La idea es comer productos naturales y al alcance de la mano -si parece que está recién cogido del huerto es que es bueno-. No puede consumir comida procesada, como pan o pasta, ni tampoco cereales o lácteos. Así que la alimentación se reduce a vegetales crudos y frutas, pero solo con moderación, y completarlo con algunas nueces. Todo un manjar.

El método Victoria's Secret. Cuando se acerca la fecha del desfile más esperado de la temporada, las exigencias de la dieta se intensifican hasta límites insospechados. Unas semanas antes del evento, Adriana acude a una nutricionista que mide su tono muscular, la presencia de grasa en su cuerpo y el nivel de retención de líquidos. Nueve días antes del desfile, deja de comer sólidos, se alimenta de batidos de proteínas y bebe cuatro litros de agua al día. Dos días antes del desfile, deja de beber los cuatro litros de agua y pasa a beber uno y medio. Y doce horas antes del desfile, deja de consumir todo tipo de líquidos para marcar el músculo. ¡Lo sorprendente es que no se desmaye al salir!

Leche de coco para entrenar. La modelo está obsesionada con el coco -como ya le pasaba a Miranda Kerr-, ya que le recuerda a su infancia en Brasil. Para antes de entrenar, Adriana toma una bebida energética a base de leche de coco y una infusión de varias frutas. “Había probado los tés de frutas por separado pero nunca se me hubiera ocurrido mezclarlos con coco. ¡Y adoro el coco!”, ha comentado la modelo, que se ha declarado tan fan que incluso ha prestado su imagen a la marca que las produce, Amazon Beverages.

Y entrenamiento, mucho entrenamiento. No crean que con pasar hambre va a ser suficiente. Si quieren el cuerpo de Adriana Lima, van a tener que sudar y mucho. La modelo es una fanática del boxeo, que practica desde que tenía nueve años. Pero, además, lo combina con hacer pesas y saltar a la cuerda un par de veces al día. “Me entreno con Michel Olajide, el mejor boxeador del mundo, entre tres y cinco veces por semana. Quemo 1.000 calorías por sesión”. Y por si no tuviera suficiente, se pasa el día corriendo detrás de sus dos hijas. ¡Qué duro es ser modelo!

Más Sobre...
Temas Relacionados