ha vuelto al pueblo en el que empezó la pesadilla de los Ortega

José Fernando sufre una recaída en su proceso de desintoxicación

Lleva varias semanas fuera de la clínica en la que estaba ingresado

jose fernando recaida desintoxicacion

10 de diciembre de 2015, 12:54

El hijo de Ortega Cano, José Fernando, ha abandonado al clínica de desintoxicación en la se estaba tratando de sus adicciones desde hacía meses y ha regresado a Castilblanco, el pueblo en el que empezaron sus problemas. El joven parece que ha sufrido una importante recaída en este duro y largo proceso de rehabilitación en el que lleva inmerso desde hace dos años.

No es un proceso nada fácil y las tentaciones son muchas, por lo que las recaídas son frecuentes. Eso sí, esto no implica que él no pueda volver a retomar el camino correcto y tratar, de nuevo, de arreglar sus problemas, pero parece que, de momento, no quiere.

El joven lleva varias semanas sin pasar por la clínica de Albacete en la que estaba ingresado, y se le ha visto recorriendo Castilblanco con las mismas amistades que años atrás lo iniciaron en esta pesadilla. El joven parece que se ha instalado en una casa a las afueras del pueblo, en la que vive con otros tres amigos, los mismos con los que pasó un tiempo en prisión tras el incidente que protagonizaron en un club de carretera.

Relacionado con esta noticia

Ortega hijo pasó de la clínica López Ibor a este centro en Albacete, donde parecía que las cosas transcurrían sin mayor problema, pero hoy, tras la información dada en ‘El programa de Ana Rosa’, sabemos que el joven habría tirado la toalla y llevaría algo más de un mes recluido en Castilblanco.

De nuevo han vuelto sus peregrinaciones al cajero automático para, presuntamente, sacar grandes cantidades de dinero, que irían destinadas a las grandes fiestas que él y sus amigos se pegan en el pueblo y en otros de la zona.

Sandra Aladro, colaboradora del programa, ha comentado que la familia está al corriente puesto que fueron los primeros a los que se informó del abandono del joven, quien no ha regresado por esta clínica, de la que hace unos meses se cayó de una de las ventanas tras intentar colarse por este acceso, quizás porque el centro ya había cerrado la puerta (en estos lugares suele haber un toque de queda). Ortega Cano está derrumbado tras saber la recaída de su hijo y ha llegado a decirle a la periodista que su hijo no quiere recuperarse, “él quiere esa vida”.

Relacionado con esta noticia

Noticias relacionadas

Loading...