No hay material gráfico

El abuelo de la Reina ha sido incinerado en la más estricta intimidad

La familia Rocasolano despide al patriarca y pide respeto por su dolor

Reyes funeral

Estela Cebrián

29 de julio de 2015, 14:35

En la más estricta intimidad y sin ningún tipo de presencia mediática. Así ha querido despedir la familia Rocasolano a don Francisco, el abuelo materno de la Reina Letizia que falleció este martes a los 98 años.

Doña Letizia ha pedido, una vez más, disfrutar de algo de privacidad pese a su posición institucional. Y así ha sido. Ningún detalle sobre el sepelio ha sido compartido por parte de Casa Real. Esta vez, los Rocasolano han querido vivir el dolor desde el anonimato.

Ante las muchas llamadas y peticiones por parte de los medios y periodistas para conocer los detalles sobre la despedida del abuelo de la Reina, Zarzuela solo se ha pronunciado para decir que "se trata de un asunto privado de una persona que no forma parte de la Familia Real. En última instancia, la Reina es una nieta más”.

Don Francisco pertenecía a una familia noble, alejada de focos y comunicados. Trabajó como taxista toda su vida y siempre destacó por su carácter amable que bregaba como podía con la nueva situación provocada por la relación entre su nieta y el heredero del trono de España.

Muchos medios han aceptado la petición de la Reina y no ofrecerán material gráfico del entierro ni lo cubrirán. Ha trascendido, sin embargo, que don Francisco ha sido incinerado en la más estricta intimidad en presencia de toda su familia. Descanse en paz.

 

 

Noticias relacionadas

Más Sobre...

Loading...