Brillo y Glamour en Mónaco

Carlota Casiraghi elegante y enamorada como en sus buenos momentos

La princesa Carlota, que se mostró muy cariñosa con su madre, consiguió eclipsarla con su look

Cerrar galeríaDesplegar galería
1 / 9

1 / 9

Mujer de rojo

2 / 9

Belleza Grimaldi

3 / 9

Ausencias destacadas

4 / 9

Constantes muestras de cariño

5 / 9

Carlota, Andrea y Tatiana

6 / 9

Complicidad

7 / 9

Alberto y Carolina

8 / 9

Alejandra de Hannover

Más Sobre...

Mónaco Eventos de famosos Looks famosos Fiestas famosos Realeza

27 de junio de 2016, 15:17

La Familia Real monaguesca ha vuelto a ser protagonista de la tradicional competición Longines Global Champions Tour de Mónaco. Los Grimaldi llenaron de elegancia un fin de semana, en el que la princesa Carlota, consiguió acaparar todas las miradas y flashes. Y no era para menos, y es que, la hija de la Princesa de Hanover, Carolina de Mónaco, además de estar radiante sobre el caballo, decidió apostar por un sencillo y estiloso vestido de cuero rojo plisado, stilettos y labial en el mismo tono.

Relacionado con esta noticia

Si bien la noche anterior fueron su madre y su hermano Andrea los grandes protagonistas del día, Carlota, digna heredera de la belleza de su abuela, la mítica Grace Kelly, protagonizó además junto a su madre, uno de los momentos más entrañables de la jornada, en el que los besos, sonrisas y abrazos entre madre e hija fueron constantes.

Las grandes ausencias de este Grand Prix de la hípica, fueron la princesa Charlene y la actual pareja de Carlota, el director de cine italiano, Lamberto Sanfelice; con quien estamos seguras la Princesa, que participó además en el torneo ecuestre, estuvo en constante contacto a juzgar por las sonrisas y alegría que desprendía cada vez que hablaba por su teléfono móvil, del que no se separó ni un solo instante.

Más Sobre...

Loading...